Colombia

Petro evasivo sobre su admiración por Chávez

El candidato de Colombia Humana, aprovechó además su estadía en Estados Unidos para acusar a la clase política colombiana de querer evitar su ascenso al poder, en varias entrevistas que concedió a los medios de ese país. En una de ellas, con Jorge Ramos, sentado en el set de Al Punto de Univisión, con la cúpula del capitolio de Washington de fondo, explicó los hechos de la capital nortesantanderana, denunciando que quien lo quiere matar es “la mafia ligada a la clase política colombiana”. Realmente es un genocida. Maneja buena parte de los negocios oscuros de la frontera. El Estado le permite gobernar. Ahí está el origen de mi atentado”. Entonces Ramos escuchó su relato pero volvió a cuestionarlo: “¿Fueron balas o no fueron balas?”, y el candidato no dijo ni ‘si’, ni ‘no’, como si lo ha hecho en varias ocasiones en Colombia, donde ha sido contundente: “Lo que hay en el vidrio se puede observar en el video porque se grabó en tiempo real -dijo-. El impacto estuvo a punto de pasar el blindaje nivel 4, es decir si yo me bajo y me pega en la cabeza, me mata”. Titubeó mas veces de las que hubiera querido con esta respuesta y con otras como si haría lo mismo que su amigo venezolano en Colombia, y con su opinión sobre si Raúl Castro es un dictador. Petro se fue a Estados Unidos a hablar de la falta de garantías para hacer una campaña electoral en Colombia, y aunque es verdad que lo que sucedió en Cúcuta es muy grave, algunos opinan que habría hecho falta un poco mas para armar este escándalo mediático.

El candidato de Colombia Humana, aprovechó además su estadía en Estados Unidos para acusar a la clase política colombiana de querer evitar su ascenso al poder, en varias entrevistas que concedió a los medios de ese país.
En una de ellas, con Jorge Ramos, sentado en el set de Al Punto de Univisión, con la cúpula del capitolio de Washington de fondo, explicó los hechos de la capital nortesantanderana, denunciando que quien lo quiere matar es “la mafia ligada a la clase política colombiana”.
Realmente es un genocida.
Maneja buena parte de los negocios oscuros de la frontera.
El Estado le permite gobernar.
Ahí está el origen de mi atentado”.
Entonces Ramos escuchó su relato pero volvió a cuestionarlo: “¿Fueron balas o no fueron balas?”, y el candidato no dijo ni ‘si’, ni ‘no’, como si lo ha hecho en varias ocasiones en Colombia, donde ha sido contundente: “Lo que hay en el vidrio se puede observar en el video porque se grabó en tiempo real -dijo-.
El impacto estuvo a punto de pasar el blindaje nivel 4, es decir si yo me bajo y me pega en la cabeza, me mata”.
Titubeó mas veces de las que hubiera querido con esta respuesta y con otras como si haría lo mismo que su amigo venezolano en Colombia, y con su opinión sobre si Raúl Castro es un dictador.
Petro se fue a Estados Unidos a hablar de la falta de garantías para hacer una campaña electoral en Colombia, y aunque es verdad que lo que sucedió en Cúcuta es muy grave, algunos opinan que habría hecho falta un poco mas para armar este escándalo mediático.