Noticas en Español

Con entradas agotadas, Lollapalooza Argentina celebró su sexta edición ante 300 mil fanáticos

Luego de agotar los tickets de sus tres jornadas, Lollapalooza Argentina, el festival más importante del país, realizó su sexta edición ante 300 mil fanáticos que recorrieron el Hipódromo de San Isidro para celebrar durante el último 29, 30 y 31 de marzo los shows de artistas como Kendrick Lamar, Arctic Monkeys y Twenty Øne Piløts entre lo más destacado de la escena musical internacional y nacional, el arte, la moda y la gastronomía. En la primera jornada hubo momentos inolvidables como el show de Post Malone, que visitó nuestro país por primera vez. Fito Páez fue la máxima estrella local de la jornada, uniendo generaciones con la música de toda su carrera. Caetano Veloso y sus hijos Moreno, Zeca y Tom, brindaron el show más íntimo del festival presentando por primera vez en la argentina su show acústico. Una vez más Lollapalooza Argentina sorprendió con nuevas propuestas; en esta oportunidad se pudo disfrutar de Las Casitas, un nuevo lugar de encuentro para bailar y disfrutar con amigos, donde los mejores DJs de Argentina y Latinoamérica tocaron durante los tres días. La gastronomía de Lollapalooza siguió marcando tendencia y sorprendiendo con propuestas nacionales e internacionales. Por su parte, el compromiso con el medioambiente estuvo presente en esta sexta edición donde el espacio Espíritu Verde fue el que promovió estimular un estilo de vida más saludable, responsable y consciente a través de charlas, talleres y más. Rock & Recycle es otro de los espacios que buscó promover un cambio de conciencia teniendo como objetivo optimizar la separación de los residuos en origen, reducir la huella ambiental y colaborar en la reforestación de árboles nativos en los espacios verdes de Buenos Aires, en la cual se logró recolectar materiales reciclables gracias a la ayuda de todos los presentes. Los peinados, el maquillaje con glitter y los outfits con estilo boho chic fueron de los más vistos. Los atardeceres regalaron las mejores postales, como así también lo hicieron esos momentos que quedarán en la historia de Lollapalooza Argentina.

Luego de agotar los tickets de sus tres jornadas, Lollapalooza Argentina, el festival más importante del país, realizó su sexta edición ante 300 mil fanáticos que recorrieron el Hipódromo de San Isidro para celebrar durante el último 29, 30 y 31 de marzo los shows de artistas como Kendrick Lamar, Arctic Monkeys y Twenty Øne Piløts entre lo más destacado de la escena musical internacional y nacional, el arte, la moda y la gastronomía.
En la primera jornada hubo momentos inolvidables como el show de Post Malone, que visitó nuestro país por primera vez.
Fito Páez fue la máxima estrella local de la jornada, uniendo generaciones con la música de toda su carrera.
Caetano Veloso y sus hijos Moreno, Zeca y Tom, brindaron el show más íntimo del festival presentando por primera vez en la argentina su show acústico.
Una vez más Lollapalooza Argentina sorprendió con nuevas propuestas; en esta oportunidad se pudo disfrutar de Las Casitas, un nuevo lugar de encuentro para bailar y disfrutar con amigos, donde los mejores DJs de Argentina y Latinoamérica tocaron durante los tres días.
La gastronomía de Lollapalooza siguió marcando tendencia y sorprendiendo con propuestas nacionales e internacionales.
Por su parte, el compromiso con el medioambiente estuvo presente en esta sexta edición donde el espacio Espíritu Verde fue el que promovió estimular un estilo de vida más saludable, responsable y consciente a través de charlas, talleres y más.
Rock & Recycle es otro de los espacios que buscó promover un cambio de conciencia teniendo como objetivo optimizar la separación de los residuos en origen, reducir la huella ambiental y colaborar en la reforestación de árboles nativos en los espacios verdes de Buenos Aires, en la cual se logró recolectar materiales reciclables gracias a la ayuda de todos los presentes.
Los peinados, el maquillaje con glitter y los outfits con estilo boho chic fueron de los más vistos.
Los atardeceres regalaron las mejores postales, como así también lo hicieron esos momentos que quedarán en la historia de Lollapalooza Argentina.