Uncategorized

“No eran aptas para el consumo humano”: la respuesta de la Alcaldía después de echar supuesto Clorox a empanadas

"No eran aptas para el consumo humano": la respuesta de la Alcaldía después de echar supuesto Clorox a empanadas En redes sociales se ha viralizado un video de un operativo de la Alcaldía de Bogotá en contra de un puesto de empanadas. Puede leer: A propósito de las empanadas, ¿qué hacer con la informalidad laboral en el país? El martes 19 de febrero la Alcaldía Local de Suba realizó un operativo de recuperación del espacio público entre las calles 182 y 174 con Autopista Norte, en el sentido occidental. — ALCALDIA SUBA 11 (@ALCALDIASUBA11) 23 de febrero de 2019 Sin embargo, en uno de estos vehículos que vendía empanadas, la Secretaría de Salud determinó que estas no eran aptas para el consumo humano, ya que se encontraban en mal estado, por lo que se procede a un procedimiento denominado desnaturalización de alimentos. — ALCALDIA SUBA 11 (@ALCALDIASUBA11) 23 de febrero de 2019 De acuerdo a la Alcaldía, el objetivo de destruir las empanadas era salvaguardar la salud pública de los ciudadanos. Este protocolo se hace con el único propósito de garantizar la salud de los bogotanos, especialmente de los niños para que eviten el consumo de alimentos en mal estado. — ALCALDIA SUBA 11 (@ALCALDIASUBA11) 23 de febrero de 2019 En los últimos días se ha desatado una polémica con respecto a la venta de alimentos por parte de vendedores ambulantes luego de que impusieran a un ciudadano que consumía una empanada en la calle una multa de más de 800.000 pesos. La defensa de las autoridades fue que aplicaban el Código de Policía. Le puede interesar: El debate por la empanada más cara del mundo Colombia tiene una carga tributaria impositiva del 68 por ciento, mientras que el promedio de los países miembros de la OCDE es del 30 por ciento; y el de los países más desarrollados no llega ni siquiera a ese porcentaje. Y de paso evitar que más colombianos sean noticia mundial, porque la policía los multó por comprar una empanada en un puesto de comidas callejero.

“No eran aptas para el consumo humano”: la respuesta de la Alcaldía después de echar supuesto Clorox a empanadas

En redes sociales se ha viralizado un video de un operativo de la Alcaldía de Bogotá en contra de un puesto de empanadas. En las imágenes se ve cómo miembros de la Alcaldía acompañados por policías inspeccionan el puesto. Luego empiezan a guardarlas en una bolsa y acto seguido les aplican el contenido de una botella.

Puede leer: A propósito de las empanadas, ¿qué hacer con la informalidad laboral en el país?

Los usuarios hicieron viral la tendencia Clorox, pues el recipiente se parecía la del limpiador.

Difícil una hipocresía mayor!

Peñalosa y Duque pontifican ayuda humanitaria y solidaridad con venezolanos, pero le echan Policía Nacional y clorox a comida que venden colombianos humildes y trabajadores!

Dejen vivir y comer en paz en Colombia y Bogotá! pic.twitter.com/MxszQCrjyq

— Claudia López (@ClaudiaLopez) 23 de febrero de 2019

La Alcaldía de Bogotá salió a explicar la razón del operativo y manifestó que no usó clorox.

El martes 19 de febrero la Alcaldía Local de Suba realizó un operativo de recuperación del espacio público entre las calles 182 y 174 con Autopista Norte, en el sentido occidental.

— ALCALDIA SUBA 11 (@ALCALDIASUBA11) 23 de febrero de 2019

Según la Alcaldía local de Suba el procedimiento se realizó el pasado martes 16 de febrero entre las calles 182 y 174 sentido occidental. El objetivo era inspeccionar varios carros de comidas rápidas que utilizaban cilindros de gas y que son peligrosos para el entorno.

Le puede interesar: ¿Está la policía para perseguir a un joven que compra una empanada en la calle?

En uno de estos vehículos se encontró que las empanadas no eran aptas para el consumo humano y los funcionarios procedieron a hacer la “desnaturalización de alimentos”.

En este operativo se impusieron 3 comparendos con la respectiva incautación de carros de comidas rápidas, por contar con cilindros de gas que presentan un peligro para el entorno.

— ALCALDIA SUBA 11 (@ALCALDIASUBA11) 23 de febrero de 2019